Como me gustan ese par de…ojos Como me gustan ese par de…ojos
Los hombres tardan tan solo quince minutos en saber si la chica que tienen delante es la mujer de sus sueño, pero también es... Como me gustan ese par de…ojos

Los hombres tardan tan solo quince minutos en saber si la chica que tienen delante es la mujer de sus sueño, pero también es por todos sabido que en esos quince minutos de tiempo, un hombre es perfectamente capaz de cagarla. Ya sean sus movimientos o lo que pueden llegar a soltar por esas boquitas en muchas ocasiones hace que lo que en un primer momento pudieras pensar que sería un proyecto de pareja se quede en otro capullo más de discoteca.

Es muy probable que con lo que se dirá a continuación os sintáis identificadas tanto vosotras porque lo habéis vivido, como vosotros porque hacéis todas y cada una de las cosas de las que vamos a hablar.

Antes de entrarle a una chica

Chicos:

Ante todo piensa, si estás borracho ni se te ocurra entrarle a una tía porque lo único que harás será el ridículo. Ella probablemente se lo pase bien pero también puede llegar a molestar. Ligar es un noble arte que requiere de todas las habilidades necesarias y al 100% para poder tener éxito. Si eres de los que suele ligar estando ciego deja ya de leer lo que viene a continuación porque no te servirá de mucha ayuda.

El segundo requisito que debes de cumplir para poder poner en práctica los siguientes consejos… es no tener pareja. Los tíos que te entran en cualquier momento y en cualquier lugar haciéndose los santos cuando en verdad llevan media vida con su novia no gustan. Como chica quiérete y dale la patada a este tipo de chicos. Solo traerán problemas y dolores de cabeza.

Si has conseguido salvar el obstáculo de la bebida del párrafo anterior es el momento de comenzar con los consejos:

Prepara mentalmente lo que vas a decir e intenta ser un poco más original que los probablemente 20 tíos que ya le han entrado en lo que va de noche.

Empieza con el juego de las miraditas, que ella sepa que aunque estés con tus amigos te estás fijando en lo que hace. Pero por favor, miradas que valgan la pena, nada de besos al aire ni cosas cutres del mismo estilo. Pero ante todo, continúa haciéndole caso a tus amigos, no parezcas un desesperado que ha sentido el flechazo de su vida, y si es así lo disimulas. Las chicas tampoco buscan peluches.

Chicas:

Intenta ser receptiva, segurísimo que estás cansada de todos los capullos que has tenido que soportar durante toda la noche diciéndote las mismas frases todos y fijándose más en tu escote que en lo que le estás diciendo. Pero piensa que igual ese chico que está al final del bar y te está mirando desde hace diez minutos puede ser diferente.

Ha llegado el momento de hablar con ella

Hay que reconocer que llegar y entrarle a una chica requiere valor y muchos huevos ya que no sabes lo que te puede esperar, así que ánimo, valor y al toro.

Acércate y dile que llevas tiempo mirándola y viendo como se le han acercado babosos durante toda la noche y que menuda paciencia a tenido con todos ellos. No es algo muy original pero puede ayudar. Si eres un chico háblale como a un amigo más, esa chica no son solo un par de tetas. Por ello, sobra decir que evites mirarle solo a sus tetas o con mirada de “ya sabes lo que busco”, puede que ella quiera lo mismo que tu pero no hace falta que seas tan explícito.

Tu como chica ya sabes a lo que va pero por lo menos no te ha entrado con alguna de las frases típicas como han hecho todos los anteriores. Además, será la prueba clave para saber que te ha estado observando durante toda la noche y solo ha esperado el momento que parecía oportuno.

Si ella está receptiva continúa hablando con ella y pídele perdón por abordarla ya que ella estaría pasándoselo bien con sus amigas. Este simple gesto te hará parecer todo un caballero y no otro chulo de discoteca más, descararás sobre el resto. Pero ojo, tampoco hace falta convertirse en Shakespeare y recitarle en verso lo guapa que esta esa noche. Ni tu eres un caballero de brillante armadura, ni ella una damisela en apuros que necesita ser rescatada. Si tu como chica le decides dar puerta tras todo esto piensa en las infinitas risas que te habrá provocado.

No le hables como un chulo y un fantasma, es decir, no vayas de sobrado porque probablemente lo único que conseguirás será que pase de tu cara y siga pasándoselo bien junto a sus amigas y olvide tu cara en menos de dos segundos.

Se simpático con sus amigas y amigos. Esa chica no estaba sola y tienes que tener en cuenta que se les has pedido perdón por molestarla se lo tienes que compensar de alguna manera. Contar con la aprobación de su grupo de amigos será un gran punto a tu favor.

Con todo ello como chica, ya te habrás dado cuenta que no te trata igual que los tíos anteriores y que te habla con un ser humano no como un trozo de carne con el que divertirse esa noche. No hace falta tampoco que te hagas la difícil, si de verdad el chico te interesa, adelante. Tienes el mismo derecho que él a mostrar que estás interesada en lo que te pueda contar. Por este motivo, compórtate de manera natural e intenta ser simpática, contrariamente a lo que puedas pensar a ellos les gusta que seas natural y no seas una petarda. Es lo que siempre se suele decir pero de verdad funciona, estás con tus amigas pasándotelo bien. Así que por favor…¡Relax y cero dramas!

El resultado final

El resultado final dependerá de mochos factores, sabemos que estos consejos no son infalibles pero si pueden ayudar a ver las dos visiones del juego de ligar. Ni ellas son solo trozos de carne sin cerebro ni ellos son grandes machos alfa con cero sensibilidad.

Por supuesto no olvidemos otra opción más que recomendable; si eres una chica cansada de que te entren siempre con las mismas tonterías, adelante, toma tu la iniciativa y entra tu a ese chico que te está mirando. El mundo no está hecho para cobardes.

Sin opiniones todavía.

Sé el primero en dejar una opinion.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *